Pedro Sánchez que renunció para no apoyar a Rajoy, pide ayuda a Cs y al PP para ser investido presidente

En 2016, Pedro Sánchez renunciaba como diputado para no apoyar a Rajoy en la investidura y ahora para no tener que depender de los independentistas, según dicen los socialistas, quiere que Ciudadanos y el PP, se abstengan en la votación del Congreso

0
Pedro Sánchez (Foto Moncloa)

Las vueltas en aire del líder del PSOE, Pedro Sánchez, no dejan de asombrar a los españoles.

El PSOE ha pedido este viernes la abstención de Ciudadanos Cs y también del PP en el debate de investidura de Pedro Sánchez para presidente del Gobierno “por la estabilidad de España”.

Según recuerda el diario ABC, en el 2016, el PSOE se posicionaba con el ya famoso «no es no» en contra de la investidura de Mariano Rajoy. Tres años después, el Secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, pide a Ciudadanos su abstención en la investidura y pide que lo haga «por España».

Sobre la intención de Pedro Sánchez de proponer como presidente del Senado a Miquel Iceta, posibilidad frustrada por la negativa de PP, Ciudadanos y los independentistas a respaldar su designación como senador autonómico por parte del Parlament de Catalunya, Ábalos comentó que “el boicot de los independentistas y la “complacencia de la derecha” demuestran que nuevamente ponen “palos en las ruedas de la gobernabilidad” y consuman una “anomalía democrática sin precedentes”, al impedir a un grupo parlamentario elegir a sus representantes.

En 2016, Pedro Sánchez renunciaba como diputado para no apoyar a Rajoy en la investidura y ahora para no tener que depender de los independentistas, según dicen los socialistas, quiere que Ciudadanos y el PP, se abstengan en la votación del Congreso.

Todo arreglado por los prochavistas de Podemos

Este viernes RTVE ha informado que el PSOE y Unidas Podemos, su principal aliado en los diez meses de Gobierno de Sánchez, han emitido sendos comunicados anunciando que han alcanzado un acuerdo para la composición de la Mesa del Congreso tras las negociaciones entre las portavoces de ambas formaciones, Adriana Lastra e Irene Montero.

La ministra portavoz ha destacado que, pese al agradecimiento del Gobierno a Unidas Podemos por su “colaboración” con el Ejecutivo estos diez meses, “sigue vigente la vocación de Sánchez y del Gobierno para trabajar en solitario” en su programa llegando a acuerdos con las distintas fuerzas políticas, “muy preferentes con Unidas Podemos”, aunque “todo está por recorrerse”.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí