Rechazos al mega proyecto de López Mena para la Rambla Sur de Montevideo

1
3901
El lugar en la rambla de Montevideo donde López Mena quiere realizar su proyecto (Foto ICN Diario)

El empresario naviero argentino, Juan Carlos López Mena, presentó, como ya es de conocimiento público, una iniciativa para construir una terminal Fluvio-Marítima de buques de pasajeros de su empresa Buquebus, en inmediaciones del Dique Mauá, la cual suma la construcción de un hotel cinco estrellas, un centro comercial y un estacionamiento subterráneo que se localizarían en dos padrones de propiedad pública con un área superior a las tres hectáreas.

El Ministerio de Transporte y Obras Públicas tramitó la venia correspondiente al Poder Legislativo.

La propuesta de venta de los dos padrones asombrosamente ya tiene media sanción por el voto en mayoría de la Cámara de Senadores y de la Comisión de Transporte de Diputados.

Las cosas aparentemente se están complicando en la Cámara Baja para lograr que la ley de enajenación quede vigente. Pese a los apoyos logrados, el PCU, Partido Socialista, Asamblea Uruguay y el Partido Colorado, no están de acuerdo en la enajenación.

Si la ley fuera aprobada, el Ministerio de Transporte podría licitar la construcción y explotación de una nueva terminal de buques de pasajeros según el proyecto presentado por López.

Montevideo no posee en su historial semejante atropello, según destacan técnicos en la materia.  En nuestra ciudad capital, históricamente, siempre se estudió pormenorizadamente el uso, modificaciones y/o construcciones en los espacios públicos de importancia.

En este caso, la rambla Sur y la rambla toda, fue construida con constancia y respeto al paisaje, medio ambiente, normas legales y de costumbre; donde todos los uruguayos y visitantes pueden disfrutar en igualdad de condiciones su belleza como paseo y desahogo físico y mental.

La propuesta que promueve López Mena no le brinda nada a los uruguayos, siendo sin lugar a duda una iniciativa que no mejorara en nada a Montevideo.

No se conocen estudios de impacto ambiental en una zona tan sensible que no se compadece con la planificación urbana de nuestro departamento.

Privatizar los padrones 7751 y 6177 de la Rambla Sur (entre las calles Florida y Wilson Ferreira Aldunate) con más de 30 mil metros cuadrados de propiedad pública, afectando la rambla, la cual fuera declarada en 1986 monumento histórico nacional, es y será por siempre incomprensible si lo proyectado arriba a buen puerto.

Las iniciativas generadas por el poderoso empresario de marras cuentan desafortunadamente con importantes respaldos, que están lejos de demostrar el interés social y patrimonial hacia la República y su gente.

El semanario Brecha, en un artículo publicado esta semana revela la opinión de importantes profesionales: “Insensato”, “contraproducente”, “cuestionable”, “grosero”, esos fueron algunos de los calificativos empleados por tres reconocidos arquitectos contrarios a la venta de una parte de la Rambla Sur para que Buquebus instale su nueva terminal. Señalan que se generaría un nudo en el paseo costero que rompería el entramado urbano, social y patrimonial de la zona. En Diputados varios grupos del oficialismo dicen que no alzarán su mano para dar aprobación definitiva a la enajenación. 

1 Comentario

  1. Me gusta el mar, tengo alma de navegante… dice la canción, pero don López nada hará. Otro proyecto que quedará en la nada como la terminal en Capurro y el puerto de yates y hotel 5 estrellas en Colonia

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí